Domingo, 16 Junio 2019
A+ R A-

Comunicado

Publicado en Actualidad Laboral 02 de Marzo de 2009

Hoy, día 28 de febrero, tuvo lugar en Sevilla la manifestación convocada por la Asamblea de Comités, Delegados y Trabajadores bajo el lema " ¿Refundar el capitalismo? Construyamos otra sociedad."
La manifestación que partió desde el Puente de la Barqueta, inició su camino a las 12,20 horas con la presencia prevista de asistentes y con un carácter solemne y combativo.
Durante el trayecto que duró aproximadamente una hora y quince minutos se corearon consignas en defensa de los intereses del obrero frente a la patronal, en demanda de una huelga general y reprobatorias a la actitud claudicante de las direcciones de las grandes centrales sindicales.

Al finalizar el acto, un miembro de la Comisión Permanente, leyó un comunicado que transcribimos en su totalidad.

Comunicado:

Compañeras y compañeros:

Con la excusa de la crisis, a los trabajadores andaluces nos está llevando a una situación insoportable. Caminamos flechados hacia el millón parados. La patronal se aprovecha para implantar mayor precariedad laboral, de esta forma los costes de un trabajador andaluz es ya entre el 10 y el 12% más barato que en el País Vasco, Cataluña y Madrid. La jornada laboral por trabajador es de una hora más de media que en estos lugares. Andalucía es la zona donde más familias completas existen en el desempleo. Y como consecuencia de ello, ocupamos los primeros puestos en todas las enfermedades sociales, como prostitución, drogas, robos, enfermedades depresivas, suicidios etc.

Y con la misma excusa de la crisis, mientras a los trabajadores nos agobian y amenazan con la posible disminución de las percepciones por los subsidios del desempleo y sobre todo de nuestra futura pensión de jubilación, tanto los gobiernos de Andalucía como español dan graciosamente (30. mil millones de euros) que hemos producido con nuestros esfuerzos, para que la Banca y las grandes empresas aun teniendo beneficios puedan salir de la crisis, cuando las experiencias nos demuestran que con dicho dinero los patronos compran mejores máquinas para competir entre ellos. Y más y mejores máquinas significan también más trabajadores al paro. Es decir, con nuestro dinero estamos preparando nuestra propia muerte como trabajador y por si fuera poco, la patronal exige el despido libre más barato. Todo está concebido para satisfacer a los ricos, Más allá de la rentabilidad, la cultura, la formación laboral incluida las enseñanzas universitarias, como lo demuestra el plan Bolonia, se realizan pensando en el capitalista y en sus hijos, para que los estudiantes procedentes de la clase obrera no puedan competir con ellos.

Habréis observado que la patronal junto con todos los partidos de derecha y de izquierda, incluidas las direcciones de las centrales sindicales mayoritarias nos machacan nuestra mentes día tras día, para que asumamos de que hay que acabar con la crisis, como si la crisis fuese la culpable de los problemas de los trabajadores. La crisis agrava los problemas pero no los crea. Todos quieren ocultar que es el sistema capitalista quien genera el paro, las desigualdades, la represión sindical, la negación en la práctica de los derechos y libertades de los trabajadores. El capitalismo genera enfermedades puramente laborales, que llega al caso del suicidio, y a la ruina de familias enteras, como le sucedió a nuestro compañero José Luis de TUSSAM.

Antes de la presente crisis y después de 30 años de "democracia", en Andalucía se pasaba de los 600 mil desempleados. En el último año 200 trabajadores andaluces fueron despedidos de sus puestos de trabajo solamente por presentarse en alguna candidatura sindical. El obrero andaluz medio ganaba ya entre 7 y un 9% menos que el vasco, el catalán y el madrileño. 4 andaluces de cada 10 estaban en la miseria según Cáritas. Es decir, compañeros, para acabar con nuestros males no vale salir solo de la crisis que beneficia al capitalista, hay que acabar con el sistema que produce todos nuestros sufrimientos, acabando con él se terminaran todas las crisis. Pero si nos dejamos seducir por la propaganda de los vividores de derecha y de izquierda y luchamos solo contra la crisis, no desaparecerán nuestras preocupaciones, nuestros agobios y nuestras pesadillas.

Todo cuanto sucede resulta más ignominioso al ver que en Andalucía tenemos riquezas naturales superiores y mas valoradas que en otros lugares, que sin embargo están mas desarrollados y es que nuestros mares, nuestras tierras, minas y fábricas, están en manos extranjeras y en la de capitalistas españoles que solo buscan el interés propio tratándonos a los obreros como objetos sin valor.

Es hora de decir basta, no mas engaños, no es justo que los que creamos todas las riquezas de este país seamos además los que menos las disfrutamos, los que menos derechos tengamos. Pero para decir basta, debemos ser conscientes, de que nadie va a venir a solucionar los problemas que nos atañen, tenemos que ser nosotros mismos los trabajadores, de la ciudad y del campo, los estudiantes, en una palabra el pueblo trabajador unido quienes debemos poner fin a tantos atropellos e injusticias.

Por esta razón nace la Asamblea de Comités, Delegados, trabajadores y estudiantes, con la intención de buscar por encima de siglas sindicales y políticas, la unidad. Por eso también, aquellos que comen del sistema a costa de mantener la división de los trabajadores, han hecho todo lo posible por boicotear esta manifestación. Son los traidores que se venden al capital por una migaja de pan.

Compañeros, la Asamblea de Comités, Delegados y Trabajadores no ha nacido para terminar en esta manifestación. Estamos en los comienzos, pero no cejaremos en nuestro empeño de unir a todos los trabajadores no como un fin, sino como un medio para acabar con el sistema que nos oprime.

No pedimos nada extraño, nada que no sea nuestro, pedimos que las riquezas de Andalucía, que trabajamos con nuestros esfuerzos físicos y espiritual, redunden en nuestro beneficio, que por derecho natural nos corresponde.

Ningún obstáculo venga de donde venga puede frenar nuestra ilusión. Lucharemos contra las adversidades, denunciaremos públicamente a quienes por interés propio nos pongan zancadillas para que la unidad de la clase obrera no sea un hecho que le perturbe su amistad con la patronal y el gobierno capitalista, pero a la vez, seremos pacientes y le tenderemos mil veces nuestras manos si es necesario, para que aquellos compañeros menos preparados y que están bajo la influencia de los enemigos de la clase obrera, comprendan que su lugar está con nosotros, con la unión.

Compañeros, los trabajadores somos mas que ellos, nuestro ideal es mas humano que el de ellos y nos asiste nuestro derecho por ser los portadores de lo nuevo. Que ni las mentiras de los falsos amigos, ni la represión patronal, ni las leyes antiobrera promulgadas por los sucesivos gobiernos, constituyan un freno a nuestro desarrollo. Que nada ni nadie nos desvíe de nuestro camino, si todos nos lo proponemos la unidad de la clase obrera será una realidad que cambiará el curso de los acontecimientos.

Compañeros, VIVA LA CLASE OBRERA. VIVA LA UNIDAD DE LOS TRABAJADORES