Miércoles, 12 Diciembre 2018
A+ R A-

Sobre los resultados de las elecciones andaluzas

Publicado en Actualidad Nacional 04 de Diciembre de 2018

Las elecciones andaluzas son una muestra más de que el capitalismo, a nivel mundial, presenta una situación económica precaria, pues se halla en crisis perpetua. Poco a poco se van instalando en los gobiernos de las naciones imperialistas, partidos y dirigentes de extrema derecha mimetizados con la verba “democrática” con el único propósito de implantar políticas económicas reaccionarias que preserven los intereses de los grandes capitalistas, garantizando su existencia por medio de leyes totalmente restrictivas. Los casos de Ucrania, Italia, Francia, Brasil, EEUU, etc. son irrefutables para demostrar que los problemas que acucian a la sociedad capitalista ya no son posibles de reparar bajo los auspicios de la democracia burguesa, por esta razón el capitalismo hace uso de su reserva espiritual: el fascismo.

En nuestro país, dada la deriva que tomó el bipartidismo preñado de corrupción, se produce una catarsis de gran envergadura en el seno de los PSOE y PP, mas los cambios internos no son suficientes para extirpar la corrupción, y ambos partidos entran en un período de crisis que puso en quiebra los cimientos de la falsa democracia española. De ahí la gran jugada de la banca y de los monopolios españoles que, en un espacio de tiempo increíblemente breve, han creado sus sucedáneos con el fin de ofrecer una situación novedosa, aunque falsa, que restablezca la confianza del pueblo hacia el sistema.

Los medios de comunicación han desempeñado un papel importante y decisivo en la creación de PODEMOS, CIUDADANOS Y VOX y, con matemática precisión, han orquestado vastas campañas de propaganda con el propósito de orientar las miradas perdidas de nuestro pueblo hacia la nueva “izquierda” y la nueva “derecha”. A través de este escaparate, por arte de magia, se pretende que el pueblo visualice todas las tendencias posibles en un sistema democrático, obviando, naturalmente, la marxista-leninista. Pero el tiempo ha colocado las cosas en su sitio, en sus justos términos.

PODEMOS surge como “extrema izquierda” para nacionalizar las empresas que se portan mal; para sustituir también a la izquierda corrupta, la que solo piensa en las puertas giratorias, con la que no se puede pactar y para mayor atractivo nació en la calle al calor de las luchas populares. CIUDADANOS significaba la regeneración política del centro con la finalidad de demostrar que, desde la socialdemocracia, como se autodenominaba en un principio, o partido de centro, era posible limpiar la política de corruptos y, por último, VOX tenía que ser el refugio de los más recalcitrantes que anidaban dentro del PP, pero que por mor de la abundante corrupción que atenazaba a dicho partido podían huir de sus filas en un momento de debacle. Así, el gran capital lograba que el pueblo se reorientara, cada cual en su sitio sin que el sistema se resintiera.

En virtud de tal proyecto, PODEMOS deja a un lado su papel primario y abandona la calle, pacta con el PSOE, mientras da cobijo a tránsfugas, militares que intervienen en guerras imperialistas, etc., y, por supuesto, de las nacionalizaciones nada de nada. Al mismo tiempo, PODEMOS sirvió de apagafuegos de las luchas callejeras. Por su parte CIUDADANOS se escora definitivamente hacia la extrema derecha compitiendo con VOX, que a los ojos del pueblo es el representante más ferviente del franquismo.  Por consiguiente, los partidos que concurren a las elecciones andaluzas, pese a sus diferencias programáticas, en lo esencial, es decir, en lo que respecta a su posición frente al sistema capitalista, tienen un denominador común que es preservar desde sus programas la existencia de la explotación del hombre por el hombre.

Parlamento

Las elecciones al Parlamento andaluz no han dado vida a los fascistas, como se nos pretende imponer desde PODEMOS y otros. Los fascistas han existido siempre dentro y fuera del PP, son los mismos que ahora alimentan a VOX y CIUDADANOS y que ayer engrosaban las filas de PP y PSOE. En nuestro país no solo no han dejado de hacer acto de presencia en la política, sino que han gobernado durante 80 años: FRANCO, SUAREZ, CALVO SOTELO, FELIPE GONZALEZ, AZNAR, RAJOY, JUAN CARLOS I, FELIPE VI.

Mostramos nuestro desacuerdo con Garzón e Iglesias, quienes para ocultar su fracaso electoral intentan desviar la atención del pueblo andaluz de sus verdaderos problemas. Por su parte, Garzón arenga al pueblo “para preservar las conquistas democráticas”. Es decir, dando por bueno lo que tenemos: las causas de las desdichas de las clases trabajadoras. A su vez PODEMOS ha realizado un llamamiento a los partidos parlamentarios con la orientación de neutralizar a VOX, pretendiendo a tal fin un frente común. Este Comité Regional denuncia el delirio de estos líderes de la falsa izquierda que no hacen más que confundir y desviar al pueblo de su verdadero camino, destruir el capitalismo e imponer el Socialismo.

El fascismo es un fenómeno arraigado a la existencia de los monopolios, por lo tanto, solo se le puede vencer luchando contra el poder de la gran burguesía, contra el sistema capitalista y su Estado y esto no puede ser obra de la junta de partidos de dudosa filiación, sino de la unidad en combate de los trabajadores de la ciudad y del campo, estudiantes, pensionistas etc. alineados en el FRENTE ÚNICO DEL PUEBLO (FUP) apoyados en un programa de cambios económicos y políticos estructurales que permita derribar la matriz del fascismo: el poder económico del capitalismo monopolista de Estado.

El resultado de las elecciones andaluzas no era imprevisible. La región más rica del Estado era la última en el ranking social y ha sido tesoneramente engañada por el PSOE durante décadas. Todas las tendencias políticas veteranas han sufrido el desprecio, en mayor o menor grado, de sus votantes y además ha aumentado la abstención de un pueblo harto de tanta ignominia.

El PCOE ha asistido a estas elecciones con pleno conocimiento de sus limitadísimas posibilidades, pero las ha utilizado y aprovechado para dar a conocer al pueblo trabajador su programa de transformaciones económicas que va a sacar a Andalucía del subdesarrollo. Dentro de esas posibilidades nuestro avance respecto de anteriores elecciones ha sido positivo y nos va a facilitar el camino para extender nuestra organización.

Sevilla, 4 de diciembre de 2018

COMITÉ REGIONAL DE ANDALUCÍA DEL PARTIDO COMUNISTA OBRERO ESPAÑOL (PCOE)