Lunes, 19 Agosto 2019
A+ R A-

Las casas de apuestas: armas de alienación masiva contra las nuevas generaciones de obreros

Publicado en Actualidad Nacional 03 de Junio de 2019
Apuestas
 
Al calor de los resultados electorales y con otra victoria de la derecha fascista en la Comunidad de Madrid, parece que se avecinan otros cuatro años de privatizaciones, represión, ataques y completo desdén a la clase trabajadora madrileña. 

Uno de estos ataques “indirectos” es la proliferación cada vez más notable de casas de apuestas en nuestra región. Como remarcábamos hace unos meses, desde el año 2013, los salones de juego han crecido un 73% en toda la Comunidad de Madrid. A día de hoy, existen un total de 385 salones en la región, según datos del Gobierno Regional de Madrid. La masiva apertura de los salones de juego en Madrid ha sobrepasado a los Casinos y Bingos existentes en más de un 50%. 

Estas casas de apuestas van dirigidas, sobre todo, a personas de recursos limitados a las que atraen con falsas promesas de dinero rápido, es por eso que la proliferación de casas de apuestas se centra en mayor medida en barrios obreros como Usera, Carabanchel, Villaverde o Puente de Vallecas

Pero la publicidad de las casas de apuestas no va solo dirigida contra trabajadores con bajo recursos, también se centra en un sector muy vulnerable ante estas falsas promesas de ingresos rápidos: la juventud. Es por ello que 1 de cada 4 centros de Bachillerato y FP de Madrid se encuentra junto a un salón de juego, siendo, otra vez, los barrios obreros los más afectados. Por ejemplo, entre el barrio de Carabanchel y Aluche (dos barrios obreros), en torno a la calle General Ricardos, conviven 7 centro educativos con 27 salones de juego. En total, son 114 los centros docentes que tienen al menos un negocio de juego en un radio de 100-150 metros, a menos de dos minutos a pie. 

La ludopatía en el tramo de edad entre 18 y 25 años ha aumentado en un 10% hasta alcanzar cotas del 20%, y sin incluir a los menores de edad de los que no se tienen datos oficiales. 

Ante el grave problema que supone la incipiente ludopatía entre los jóvenes, la Comunidad de Madrid continúa con su encarnizada cruzada contra la educación pública y los estudiantes de familias obreras. Hace un mes, desde el PCOE mostrábamos como se está privatizando y mercantilizando la educación pública en Madrid en pro de la educación privada y concertada. Siguiendo con esta política, el Gobierno regional no parece satisfecho con hundir la educación pública, sino que también se ha propuesto acabar con los jóvenes estudiantes de familias obreras dando carta blanca a los salones de juego para que permanezcan cerca de los centros educativos. 

Frente a la proliferación de casas de apuestas en Madrid, el Gobierno regional ha emitido la insultante ley que prohíbe a las casas de apuestas situarse a menos de 100 metros de un centro educativo, ¡y les concede diez años para que hagan efectivo ese desplazamiento! Parece ficción, casi como si se rieran en nuestras caras, pero esta es la ignominiosa acción con la que la Comunidad de Madrid pretende ¿frenar la proliferación de casas de apuestas? 

Parece una acción ridícula para frenar la proliferación de casas de apuestas porque, realmente, es una acción ridícula. El objetivo del gobierno de La Comunidad de Madrid nunca será frenar la aparición de los salones de juego, al contrario, porque su existencia supone beneficios para la burguesía y para su servil Gobierno. Incluso han ido un paso más adelante, y comienzan a fomentar la ludopatía desde las edades más tempranas creando tragaperras infantiles

La razón de que se fomente la ludopatía desde la juventud es clara: al final, el juego solo supone una adicción más como lo podrían ser el alcohol u otras drogas y el objetivo de estas adicciones no es otro que distraer a la clase obrera, evitar que adquiera conciencia de clase. 

Por consiguiente, estas nuevas generaciones, que engrosarán las filas de la clase obrera en el futuro, no tendrán combatividad y organización alguna contra su explotación, y verán al mismo tiempo cómo sus condiciones de vida empeoran aún más. Se convertirán, de este modo, en masas más fácilmente explotadas, manipuladas e inofensivas para el capital. 

La burguesía, con el fomento de la ludopatía, se asegura que las próximas generaciones de trabajadores no eleven su conciencia de clase obrera, contribuyendo a que no se organicen en torno al partido de vanguardia de la clase obrera, guía en la lucha por el socialismo y el derrocamiento del sistema capitalista. 

La respuesta de los partidos de la burguesía con respecto a este problema es nula o simbólica, pues ellos jamás se interpondrían en una actividad que supone beneficios a la burguesía para la que trabajan. 

Desde el PCOE nos oponemos firmemente al ocio insano y alienante, emanado de la burguesía con tal fin, que suponen los salones de juego y casas de apuestas, y condenamos a todos los burgueses y gobernantes cómplices del asesinato que supone la adicción a la que son sometidos miles de jóvenes. Llamamos a la juventud a que engrose las filas del Partido Comunista Obrero Español, pues solo con la completa destrucción del sistema capitalista podremos acabar con todas las adicciones que nos condenan a una vida de miseria y penuria.

 

¡ESTUDIANTE, LUCHA CONTRA EL SISTEMA CAPITALISTA CRIMINAL! 

¡ORGANÍZATE EN EL PCOE!
 


Secretaría de Juventud del Comité Regional del Partido Comunista Obrero Español en Madrid