Miércoles, 20 Febrero 2019
A+ R A-

27Septiembre

Tal día como hoy, hace 43 años, el Estado asesinó a los comunistas Sánchez Bravo, García Sanz y José Humberto Baena y a los abertzales Jon Paredes Manot “Txiki” y Ángel Otaegi, todos ellos militantes antifascistas que entregaron sus vidas en la lucha por la emancipación del pueblo trabajador.

Cuarenta y tres años después, la naturaleza del Estado sigue siendo la misma, de tal modo que los fascistas no sólo impusieron absolutamente la esencia del estado fascista – la Corona, el capitalismo, la bandera, la negación del derecho de autodeterminación, etcétera – sino que también el mantenimiento por parte de los fascistas del control absoluto de la Judicatura y del Ejército.

Cuarenta y tres años después, tenemos a altos mandos del Ejército suscribiendo manifiestos de loas y reconocimientos del tirano criminal Franco, una Judicatura dirigida por fascistas que hacen instrucciones judiciales propias del franquismo, como es el juicio sumario contra el independentismo catalán, donde estados reaccionarios como el alemán o el belga han denegado la extradición de políticos y raperos señalando como reaccionario al estado español y poniendo en tela de juicio su sistema judicial.

No hemos de olvidar que, durante estas últimas cuatro décadas, no ha dejado de haber presos políticos, ni crímenes de estado y guerra sucia, ni torturas y montajes policiales ni se ha dejado de condecorar y de dar impunidad a los torturadores fascistas.

La lucha por la que entregaron sus vidas estos cinco luchadores antifascistas, la emancipación de los oprimidos, la lucha por la libertad y la democracia, en definitiva, la lucha por el socialismo, sigue siendo plenamente vigente.

COMISIÓN DE AGITACIÓN Y PROPAGANDA DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA OBRERO ESPAÑOL (P.C.O.E.)

Obras de ampliación en el instituto de San Chinarro

A lo largo del verano, se han iniciado obras y reformas en centros de enseñanza pública, colegios e institutos de toda la Comunidad de Madrid. Todas estas obras se han ido retrasando hasta tal punto que los estudiantes de extracción obrera han iniciado el curso en mitad de las reformas. Muchos alumnos asisten a clase en edificios a medio construir, en aulas apenas reformadas y con grúas y excavadoras atronando en el patio. Que estas obras se realicen mientras se imparte clase, por otra parte, pone en riesgo la vida de los estudiantes y los trabajadores, y es otra muestra más de terrorismo patronal.

Los gobiernos parásitos puestos a dedo por la burguesía cumplen sus designios de manera tajante y sin vacilar en ningún momento. Pedro Rollán, vicepresidente de la Comunidad de Madrid, declaró sin tapujos y vergüenza alguna que los retrasos en las construcciones y reformas de colegios e institutos son “casos aislados”. Esos casos aislados que afirma afectan a más de 15.000 estudiantes y 65 colegios e institutos de toda Madrid.

Y es que los partidos de la oligarquía financiera del Ibex 35 como el PP, PSOE, C’s, ya no tienen la necesidad de ocultar tras una careta sus verdaderas intenciones; se muestran abiertamente tal y como son, mostrando sus verdaderos objetivos claros y ejecutando todas las acciones que dicta la burguesía.

La burguesía tiene marcado como objetivo la destrucción de la educación pública y cumplirá ese objetivo sin importarle las consecuencias que genera y las repercusiones que azotan a la clase trabajadora. El objetivo de la burguesía es que la clase obrera no se instruya; quiere una clase obrera mansa, que no obstaculice sus intereses. Y la mejor manera de alcanzar su meta es privatizar la enseñanza de manera gradual y progresiva, a la par que degradar y desvalorizar la educación pública.

El hecho de que los colegios sigan en obras, es un síntoma de la destrucción de la enseñanza pública y una consecuencia directa de su marginación en pos de la educación privada, la cual es constantemente beneficiada por los gobiernos burgueses.

La escuela pública, en manos de la burguesía, no es más que un método para crear nuevos obreros obedientes y sumisos que cumplan sus intereses. Para ellos es sólo un objeto más con el que ganar grandes sumas de dinero.

A la burguesía no le importa que las familias obreras se partan la espalda para que sus hijos puedan ir al colegio, ni que no logren llegar a fin de mes o que no puedan comer tres veces al día.

Bajo el capitalismo es imposible una escuela que sea realmente pública, gratuita y de calidad, pues va en contra de los intereses de la burguesía de intentar maximizar sus beneficios, incluso con las medidas privadas que intentan implantar en ella constantemente. El Socialismo es el único sistema capaz de garantizar una escuela que realmente sea para todos, sin coste alguno y en la que realmente se enseñen unos valores y unos principios fuertes.

¡POR UNA EDUCACIÓN PÚBLICA, GRATUITA Y DE CALIDAD!

¡ESTUDIANTE, ORGANÍZATE BAJO LAS FILAS DEL PCOE!

¡SIN PARTIDO NO HAY REVOLUCIÓN!

Comité Local del Partido Comunista Obrero Español (PCOE) de Madrid

Jorge

Si hay algo que caracteriza al capitalismo monopolista de Estado español en su fase actual es, sin lugar a dudas, el vertiginoso aumento de la represión, tanto a nivel cuantitativo como cualitativo. Colectivos, partidos, asociaciones e individuos que se niegan a plegarse a las exigencias y humillaciones que impone el capital a la clase trabajadora son objeto de una represión feroz e implacable. Jorge, un joven de Moratalaz perteneciente al colectivo Distrito 14, puede pasar muy pronto a engrosar las filas de los represaliados por el régimen borbónico-fascista español, pues se le denuncia por atentado contra la autoridad y lesiones en base a unos hechos que se produjeron durante el intento de parar un desahucio. De confirmarse la sentencia en su contra, Jorge sería la primera persona en España en ir a la cárcel por esa clase de acción.

En enero del año 2016, acompañado de diversos miembros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), Jorge acudió de madrugada al barrio madrileño de Vallecas con la intención de parar un desahucio que Bankia tenía proyectado para ese día. Durante la ejecución del desahucio, la misma Policía que posteriormente acusó a Jorge de haber pisado la mano de un agente no dudó en agredir a algunos de los presentes, entre ellos, a una mujer embarazada. Asimismo, cabe destacar que la perito forense encargada del caso no supo dictaminar con certeza si la supuesta lesión del agente se produjo por un pisotón o como resultado de un uso excesivo de la fuerza a la hora de expulsar a los presentes del portal en el que se encontraban.

Asistimos pues a una ofensiva en toda regla por parte del Estado contra todo aquel que ose levantar la voz y oponerse a sus prácticas criminales. La solidaridad entre la clase trabajadora resulta especialmente molesta y es motivo de represión, tal y como lo demuestra el caso de Jorge. En esta ofensiva, no solo intervienen los agentes uniformados y de a pie, con sus porras y puños, sino también los más sutiles agentes ideológicos, con sus discursos, titulares y artículos.

La prensa del régimen, entre la que destaca el diario ‘de referencia’ El País, forma parte del aparato ideológico y propagandístico de la burguesía. Con sus mentiras infames y abyectas, justifica y normaliza la represión del Estado español. Recordemos como dicho panfleto publicaba el 19 de julio de 2016 un artículo en el que arremetían de manera rastrera contra los miembros de Distrito 14. Bajo el repugnante título de Distrito 14: ‘victimas’ y verdugos de barrio, se sucedían una serie de soflamas cargadas de la más pura demagogia y odio de clase, con el objetivo de pintar al colectivo como un vulgar grupo de matones. Tal cúmulo desproporcionado de mentiras, manipulaciones e inexactitudes llevó al propio diario a publicar una rectificación en forma de “fe de errores”, ante las más que justificadas protestas de los miembros de Distrito 14. Se confirma, una vez más, la frase pronunciada por el revolucionario afroamericano Malcolm X: “Si no estáis prevenidos ante los medios de comunicación, estos os harán amar al opresor y odiar al oprimido”.

Cartel de Distrito 14 por la absolución de Jorge

Cartel de Distrito 14 por la absolución de Jorge

Ante los ataques del régimen fascista español, que no duda ni por un instante en saltarse sus propias leyes –en este caso, el derecho a una vivienda digna–, la mejor respuesta es la organización obrera y combativa que no retroceda ante los envites de la bestia del capital. Necesitamos a más personas como Jorge.

La sentencia de su caso, emitida en marzo, lo condena a pagar una multa de un mes a razón de tres euros diarios, otra suma de 1.237 euros en concepto de indemnización y hasta siete meses de cárcel. Este martes, deberá acudir al juzgado para confirmar la ejecución de la sentencia. Según sus propias palabras, Jorge se niega a pagar a la Policía por ser la encargada de desahuciar familias. De darse una resolución en su contra, una persona inocente podría entrar en prisión por el simple hecho de defender los derechos más básicos.

Por todo ello y mucho más, desde el PCOE mostramos nuestra más absoluta solidaridad con Jorge y con todos aquellos que luchan, ya sea de una manera u otra –legal o ilegal–, contra este sistema homicida. Del mismo modo, denunciamos la ignominia que suponen los desahucios, triste y criminal tendencia en España y especialmente en ciudades como Madrid, con la complicidad de los supuestos “Ayuntamientos del cambio”. Solo la unidad de la clase trabajadora en lucha nos brindará la cura para erradicar esta clase de lacras sociales, y dicho antídoto se llama Socialismo.

¡Ante la represión, solidaridad!

¡No a la criminalización de los colectivos combativos!

¡Por la unidad de la clase trabajadora, avancemos hacia el socialismo!

Comité Regional del Partido Comunista Obrero Español (PCOE) en Madrid

Guerra

Los argumentos para las guerras en el siglo XXI son maquinados por Estados Unidos, así el imperialismo realiza el nuevo colonialismo, aplicando el manual de guerra de quinta generación o también denominada “guerras sin límites” donde lo que interesa es demoler la fuerza intelectual y la cultura de una sociedad, obligando al oponente a buscar un compromiso y para lo cual se vale de cualquier medio no siendo estrictamente necesario el armamento, aunque este tampoco es descartado, estando caracterizada principalmente por la manipulación directa del ser humano. Para ello se vale de los medios de difusión masivos y de la propaganda; decía Goebbels que podía convertir un círculo en un cuadrado si lo repetía las suficientes veces. Este método es ya un clásico de los medios de comunicación para acondicionar la opinión pública, para que acepte que la guerra es necesaria. Por ejemplo, “el horrible dictador que está masacrando a su pueblo” es el método que utilizó el Imperialismo Estadounidense en Libia o Irak entre otros. La idea es fabricar noticias y silenciar la realidad y el análisis de los contextos donde se efectúan las crisis, dándole un cariz de binomio simplista del tipo Irak-Saddam Hussein, Afganistán-Al Qaeda, Libia-Khadaffi, bomba atómica-Irán o Siria-Al Assad. En todos ellos se ha fabricado la mentira por parte del Imperialismo Norteamericano que además de en Oriente Medio, actúa en los países de América del sur; un ejemplo muy claro es Venezuela.

Nos detendremos en la crisis de Siria y en la relación que guardan todas las guerras que se están llevando a cabo en este momento en el planeta liderado por los EEUU y países de la OTAN.  Veremos cómo ese manual perpetrado por el imperialismo estadunidense guarda similitudes en todos los conflictos. Es por esto que nos afecta a todos, porque todos los pueblos somos susceptibles de ser intervenidos en función de los intereses imperialistas.

Siria es desconocida para la mayoría de los occidentales, este hecho es aprovechado para construir la mentira. Para ello los medios de comunicación como son El Mundo, El País, el ABC, la BBC, etc., muestran un punto de vista sesgado y simplista orquestado por los intereses que tienen las potencias globales de la OTAN. El 90% de la información que los grandes medios de comunicación propagan de la crisis en Siria provienen del “Observatorio Sirio de los Derechos Humanos”. Detrás de esta fuente están los servicios de inteligencia británicos (los cascos blancos etc.) y la Hermandad Musulmana que aprovecha el apoyo externo de Turquía, Arabia Saudí, Qatar, Estados Unidos, Francia, etc. Su táctica era mantener un pulso con el ejército del Estado hasta que interviniera un tercero que apoyase sus presupuestos de confesionalizar Siria. Pero Siria se caracteriza por ser un Estado multiconfesional, esto quiere decir que conviven numerosas religiones y todas ellas, independientemente del número de adeptos tienen los mismos derechos y participación en la sociedad, el Estado no tiene ninguna religión pero a su vez respeta todas las religiones y esto es así porque Siria es el territorio donde nacieron las tres principales religiones monoteístas, siendo culturalmente prácticamente imposible instaurar una religión o un estado laico. El Estado en Siria es aconfesional, es decir, no profesa ninguna religión, pero a su vez atiende las necesidades de una sociedad donde los hechos y las interpretaciones religiosas son fundamentales, son parte de la cotidianeidad, parte de la cultura y no tiene que ver con experiencias espirituales ni ritos religiosos, pero si con la organización y funcionamiento de una sociedad y la realidad es que sería un absurdo proclamar un Estado laico al estilo Francés, pues la sociedad Siria es una sociedad multiconfesional. La Hermandad Musulmana busca que el Estado sea confesional Musulmán Suní. Y ha protagonizado desde los años sesenta varias rebeliones que se han saldado con decenas de miles de muertos, y que el gobierno Sirio dispersó  ya que el Estado siempre ha tenido el apoyo del conjunto de la sociedad en este tema. Otro dato significativo es que la Hermandad Musulmana coge la bandera de la ocupación francesa como símbolo, esto es algo más para añadir al rechazo que tiene la sociedad hacia estos, porque atenta directamente a los principios de la cultura de la sociedad Siria en su conjunto, que si bien son persistentes sólo cuentan con un 20% de los sirios. La táctica de los Hermanos Musulmanes es, que sabiendo la importancia que tiene el apoyo externo intenta con ayuda de esos medios de comunicación occidentales darle un aire eurocentrista al conflicto, y por eso recurre a la bandera confesionalizada de la época de Francia. Durante su mandato, Francia quiso aplicar en Siria una política de cantonización por razones confesionales que no consiguió. Muy al contrario de lo que nos cuentan en los medios de comunicación en Siria no hay una guerra civil porque toda la población se ha posicionado con el modelo de Estado multiconfesional y apoyan en este sentido al gobierno de Bashar al-Ásad. Otra estrategia de manipulación viene de la mano de posiciones posmodernas de izquierda en España que ponen el foco en la Revolución Kurda y nos muestran la cornisa norte de Siria como si fuera Kurda y no es así. En Siria los Kurdos no son numerosos y además Siria para ellos es una especie de retaguardia frente a los turcos, el error de estos ha sido dejarse llevar por los Estados Unidos aceptando financiación de estos, que lo que buscan realmente es tener presencia militar en la zona y así ir marcando la estrategia militar. Intentan vendernos una revolución eco-feminista y confederal. El papel y la presencia de la mujer son importante en esa zona, pero no más que en el resto de los distintos ejércitos y milicias que combaten a favor del Estado Sirio. Cabe señalar que las mujeres en Siria pueden votar desde 1949.

Desde 1967 con el objetivo de movilizar a las mujeres nació la organización “La Unión General de Mujeres Siria” financiada por el gobierno sirio y afiliada al partido Baaz, esta no solo se involucra en el movimiento feminista, sino que también tiene posiciones políticas tales como el rechazo de la intervención estadounidense en el país o la ocupación israelí de Palestina y los Altos del Golán.  Además, la política del partido Baaz fue fomentar la integración de la mujer en la educación; en la década de los ochenta se había logrado el 85% de escolarización femenina y en 2008 representaban un 46% del estudiantado universitario, en el 2009 el gobierno decide endurecer las penas de los delitos de violencia física o verbal hacia la mujer. Todas estas medidas chocan con el wahabismo de los musulmanes sunitas que Arabia Saudí y Qatar con ayuda de los Estados Unidos quieren implantar en Siria. Estas potencias tienen intereses geopolíticos ya que desde un punto de vista económico comercial, Siria es un territorio donde transitan productos como el petróleo y el gas. Además, Estados Unidos tiene un interés en ir posicionando sus bases en torno a Asia Central avanzando posiciones hacia su gran rival, China. De esta manera ya tiene el imperialismo la justificación necesaria para entrometerse en los asuntos de un país que no acepta imposiciones externas, primero mediante los medios de comunicación propagan ideas no reales, para luego hacer cambios de modelo de estado. De lo que se trata es de cambiar el modelo de estado y por ende el modelo de sociedad más acorde con los intereses de Estados Unidos y Europa.

El periodo crítico del conflicto Sirio está terminando en favor de la Fuerza de Defensa Nacional, esto ha sido posible porque la población y apoyo político de esta se ha inclinado siempre hacia la defensa del Estado Sirio y el gobierno de Bashar al- Ássad. No obstante la situación es mucho más compleja, por las injerencias del Imperialismo y por el declive de un sistema capitalista que necesita la explotación de más recursos, y para ello necesita controlar y someter a todos los países del mundo. Otro país que se está desangrando debido a los ataques de la coalición con EEUU y Arabia Saudí a la cabeza, es Yemen. En este caso los medios de comunicación no sólo intentan manipular la verdad sino que directamente guardan silencio, lo único que ha salido a la luz han sido los intereses de venta de armas que tienen todos los países de la coalición, pero además está relacionado directamente con Siria, en un conflicto que comenzó  con el apoyo de Obama a Arabia Saudí y que Trump ha continuado, porque las guerras no dependen de ninguna administración, no existe un gobierno “bueno” que busque un escenario de paz. No es posible bajo el capitalismo aspirar a la paz mundial porque la esencia del capitalismo es la explotación y el control de cada vez más recursos y esa es la cruda realidad, es una nueva redistribución del mundo según la nueva correlación de fuerzas. Estamos viendo como el Imperialismo ha llegado a una fase en la que la táctica es la perpetuidad de los conflictos, para que el enemigo débil se desangre. Yemen es uno de los países más pobres de Oriente Medio pero es un país estratégico por donde pasan los barcos chinos para entrar en el Mediterráneo, esto la convierte en un blanco para los norteamericanos, que bajo la mentira de combatir Al Qaeda ha conseguido controlar la zona impidiendo así un gobierno Yemení aliado con Irán, Rusia o China, además de frenar el regreso de los socialistas al poder.

Es importante tener una mirada global y real de lo que está pasando en todo el mundo. Tenemos Venezuela que está sufriendo un bloqueo económico con el objeto también de hacer caer al Estado. La táctica es crear un clima de ingobernabilidad para desestabilizar a los distintos gobiernos que no obedecen a los intereses geopolíticos y económicos de los EEUU y de la UE. Otro ejemplo lo hemos visto también con Nicaragua que ha tenido que ver cancelado el proyecto del canal. El nivel de propaganda es a todos los niveles, además de los convencionales también montan y manipulan movimientos juveniles, publican libros, hacen documentales, películas, audios y fabrican toda la parafernalia propagandística siguiendo los moldes del sionismo israelita-norteamericano y del nazismo europeo, como por ejemplo con Serbia, Ucrania, Libia etc. etc. Son algunos de los muchos ejemplos que nos podemos encontrar.

Nuestro Partido se solidariza con el pueblo Sirio y con todos los pueblos que están sufriendo la injerencia en sus países del Imperialismo asesino y advertimos que los discursos de muchas organizaciones de izquierda y movimientos posmodernos hacen el caldo gordo a los EEUU a través de la simplificación de los hechos y eslóganes propagandísticos engañando a los trabajadores. El objetivo es revestir los acontecimientos con un halo de reivindicaciones insustanciales que no van a la raíz de los problemas y que por ende no solo no los resuelven, sino que los intensifican, haciendo más fuerte a los oligarcas capitalistas. Ya lo decía Lenin “las guerras imperialistas son absolutamente inevitables bajo este sistema económico, mientras exista la propiedad privada de los medios de producción”. Es necesario que el pueblo trabajador nos organicemos por un mundo donde nuestras necesidades sean las que prevalezcan por encima de los intereses de los monopolios, los oligarcas y los acólitos de los EEUU, los cuales no son otros que nuestros gobiernos llamados democráticos.

M García. Militante del Partido Comunista Obrero Español en Badajoz.

Sobre la celebración del XVI Congreso del Partido Comunista Obrero Español

El VIII Pleno del Comité Central del Partido Comunista Obrero Español acuerda celebrar en la ciudad de Madrid el XVI Congreso del Partido Comunista Obrero Español el próximo día 2 de febrero de 2019 y decide que los miembros del Comité Ejecutivo se constituyan en la Comisión de Organización del Congreso, que tendrán la misión de redactar las tesis y de llevar a cabo todas las medidas precisas en los ámbitos de la propaganda y del desarrollo interno del evento.

De apoyo a la minería asturiana, leonesa y aragonesa

Los medios de comunicación de masas, todos ellos en manos de los monopolios, retratan las imágenes que les interesan y las exhiben sin cesar para mostrar al pueblo una imagen de la realidad que necesita hacernos creer al objeto de perpetuar su dominio y hacerle ver al Pueblo que el mundo es como cuentan los medios de comunicación, siendo éste uno de los instrumentos más potentes de la burguesía en la batalla ideológica que sostiene, sin cuartel, contra la clase obrera.

De tal modo que mientras todos ellos han sacado a sindicalistas indignos de recibir dicho nombre, vulgares lacayos del Estado y del Capital, degenerando ideológicamente a los obreros de Navantia, y vilipendiando al conjunto del movimiento obrero, defendiendo la venta de armas al criminal estado de Arabia Saudita al objeto de no perder carga de trabajo de sus astilleros, callan y silencian el genocidio laboral que están haciendo con la minería en Asturias, León y Aragón. En el caso de que el Gobierno de PSOE y demás cohorte de oportunistas consiga llevar a cabo dicho el impacto social y económico en dicha zona será demoledor.

Bajo la falsa excusa de la defensa del medio ambiente el estado español pretende liquidar al carbón siendo, sin embargo, el séptimo vendedor de armas a nivel mundial y formando parte de la organización criminal de la OTAN participando en las guerras imperialistas que llevan a cabo para saquear a los pueblos y esquilmarles sus riquezas y recursos naturales, actividades todas ellas que tienen un coste ecológico extremadamente elevado y un coste humano infinito. No es el carbón el causante del deterioro natural que sufre el mundo sino el sistema capitalista y su voracidad que devasta absolutamente todo lo que toca, empezando por la naturaleza y por la humanidad.

A tenor de todo ello, el VIII Pleno del Comité Central del Partido Comunista Obrero Español resuelve:

1. Apoyar la justa lucha de los mineros asturianos, leoneses y aragoneses y los puestos de trabajo del sector del carbón.

2. Rechazar la política del Gobierno del PSOE, apoyado por la ‘izquierda’, que pretende liquidar el sector del carbón, destruyendo los puestos de trabajo condenando a estas zonas mineras a la despoblación y la miseria.

3. Llamar a la unidad de la clase obrera y unir todas las luchas en una única lucha de clase contra el capitalismo, auténtico responsable de todos los males que azotan a los trabajadores.

¡Socialismo o barbarie!

VIII PLENO DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA OBRERO ESPAÑOL (P.C.O.E)

Madrid, a 15 de septiembre de 2018

Carmena

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, confirmó que volverá a ser candidata en las elecciones municipales de 2019. A su vez, rechaza volver a presentarse al frente de Ahora Madrid para “evitar que algunos partidos dificulten su labor” y asegura que lo hará liderando una “plataforma de individuos”.

Manuela Carmena, tras casi 4 años engañando a todos los madrileños, cree que puede seguir haciéndolo incluso cuando su mandato está a punto de acabar. Se empeña en hacernos creer que su nefasta gestión de la capital es por culpa de que dentro de Ahora Madrid “se generaron partidos que no habían aparecido inicialmente y que han venido a dificultar ese proyecto”. Pretende lavarse las manos de todos los daños que ha causado a la clase trabajadora madrileña durante estos casi 4 años como alcaldesa, echando balones fuera y evadiendo cualquier responsabilidad. A continuación, refrescaremos la memoria de la alcaldesa y la de su séquito oportunista, recordando lo que ha supuesto para la clase obrera madrileña estos años con Ahora Madrid al frente.

Para empezar, según el Estudio sobre Necesidades Sociales en la Ciudad de Madrid, encargado por el Ayuntamiento, el 28% de las familias madrileñas está en riesgo de pobreza y la mitad llega con dificultades a fin de mes. El umbral de pobreza se sitúa en aquellos hogares que se encuentran por debajo del 60% de la renta media y los distritos más afectados son, por este orden, Puente de Vallecas, Usera, Vicálvaro, Villaverde, Carabanchel, La Latina y Tetuán. En el lado opuesto, se sitúan Salamanca, Retiro y Chamberí. Los barrios obreros son, en definitiva, los que sufren las mayores consecuencias de la pobreza hacia la que nos arrastra el capitalismo. Mientras tanto, en los barrios burgueses, la pobreza brilla por su ausencia, pues son ellos quienes roban la fuerza de trabajo de los obreros para acapararla en su beneficio y hundir al trabajador en la pobreza y en la miseria.

Continuando con este incesante maltrato hacia la clase obrera, Ahora Madrid sigue sin solucionar el problema del paro que sufre la ciudad: 166.473 personas están desempleadas, lo que explica los datos arriba expuestos. Todo ello pese a que Ahora Madrid decía en su programa que “Frente al Madrid de la desigualdad, Ahora Madrid es la ciudad de los derechos. Madrid no será nunca más una ciudad en la que la ciudadanía tenga problemas para alimentarse, para calentarse o para acceder a una vivienda digna. Vamos a defender los derechos humanos.”

A propósito de las promesas incumplidas, Ahora Madrid constataba en su programa que iba a garantizar “unos servicios de limpieza de titularidad y gestión 100% publica y con condiciones de trabajo dignas, con protocolos de gestión y co-gestión de los recursos públicos y donde las infraestructuras públicas estén al servicio de la ciudadanía.” Sin embargo, esto cambió poco después de llegar al Ayuntamiento, cuando Carmena decidió rechazar la remunicipalización de la gestión de residuos, una de sus grandes promesas, y acabó otorgando la gestión a empresas privadas como FCC, algo que venía haciendo el Partido Popular desde hacía años.

A todo esto se le suma que el Ayuntamiento está completamente entregado al turismo masivo que aumenta el precio de alquiler de las viviendas y que expulsa a los vecinos de sus casas, como ya señalamos en el PCOE.

Este turismo masivo también ha provocado accidentes laborales como el que sufrieron tres trabajadores durante la construcción de un edificio de lujo comprado hace un año por Rockefeller Group. La siniestralidad laboral por falta de las infraestructuras necesarias para preservar la salud de los trabajadores y por la precariedad es algo común en Madrid. Desde el 1 de enero de 2015 hasta el 31 de mayo de este año, un total de 2.598 trabajadores han sufrido un accidente laboral en la capitalUna media de 67 heridos al mes. Más de dos al día. Uno cada 12 horas. Otros, sin embargo, han corrido peor suerte. 384 sufrieron un accidente grave y 25 no lograron sobrevivir. Los datos, sin embargo, solo recogen aquellos accidentes en los que intervino la Policía Municipal, por lo que la cifra real probablemente sea muy superior a esta. El terrorismo patronal sigue matando a trabajadores con la complicidad de Ahora Madrid.

Otra de las grandes promesas incumplidas por Ahora Madrid que fueron anunciadas a bombo y platillo fue la de “poner todos los medios y recursos municipales para la paralización de desahucios y desalojos de primera vivienda y para garantizar una alternativa habitacional a sus habitantes”. Sin embargo, nos encontramos con que en Madrid no han cesado los desahucios a familias que no pueden permitirse el alto gasto que supone el alquiler.

Para finalizar su ignominiosa traición a la clase obrera, y conservando las buenas tradiciones socialdemócratas y oportunistas, Ahora Madrid permite la presencia acomodada de la organización fascista Hogar Social Madrid, que campa a sus anchas por la ciudad ocupando edificios con total permisividad por parte del Ayuntamiento. La socialdemocracia, lejos de combatir el fascismo, lo blanquea y lo ampara, tal y como lo lleva haciendo toda su historia. Son los grandes cómplices del fascismo.

En definitiva, por mucho que Carmena intente evadir la responsabilidad de su nefasta gestión, funesta para la clase obrera, como no puede ser de otra manera bajo el régimen de la propiedad privada, el capitalismo, nosotros tenemos claro quién es la culpable de nuestra miseria.

Y, por si todo esto no fuera suficiente, Manuela Carmena pretende presentarse otra vez a las elecciones municipales de 2019 en una plataforma que “no es de partidos, sino de individuos”. En ella, según Carmena, “hay sitio para todas las personas, tengan el carné que tengan, pero a nivel personal”, por lo que “puede que haya personas del PSOE a quienes les apetezca estar en esta plataforma”.

Esta idea puede parecer democrática y progresista, pero, ¿cómo enfocamos los marxistas-leninistas una idea del Partido como esta?

“Pero el Partido —decía Stalin— no es sólo la suma de sus organizaciones. El Partido es, al mismo tiempo, el sistema único de estas organizaciones, su fusión formal en un todo único, con organismos superiores e inferiores de dirección, con la subordinación de la minoría a la mayoría, con resoluciones prácticas, obligatorias para todos los miembros del Partido”.

La idea de una plataforma horizontal a la que cualquiera pueda acceder es un atentado contra lo que defiende el marxismo-leninismo. Precisamente, la difusión de una plataforma semejante crea la nociva idea desorganizadora del Partido, es decir, la idea de que no hay que organizarse bajo el Partido, lo que genera la confusión en el proletariado.

Sin una organización y una disciplina férrea, el Partido no podrá formar jamás un todo único capaz de ejercer la dirección sistemática y organizada de la lucha de la clase obrera.

Pero es que ni siquiera Carmena cree realmente en su idea de plataforma “democrática”. Esta es una simple excusa para poder tener más poder que el que tenía en Ahora Madrid. Carmena quiere poder hacer lo que se le antoje sin que ningún partido ni ninguna persona le diga lo contrario. Ella misma desenmascaró esta idea cuando cesó a Carlos Sánchez Mato como concejal de Economía y Hacienda por oponerse a los recortes impuestos por Montoro.

Desde el PCOE lo tenemos claro: solo concebimos la organización bajo el Partido de Nuevo Tipo, es decir, bajo un Partido que sea el destacamento organizado y de vanguardia de la clase obrera, que sea el factor esencial de dirección en el seno de los trabajadores y el instrumento para la conquista y consolidación de la dictadura del proletariado.

¡ABAJO CON EL OPORTUNISMO CRIMINAL!

¡SIN PARTIDO NO HAY REVOLUCIÓN!

¡ORGANÍZATETE EN EL PCOE!

Comité Local del Partido Comunista Obrero Español (PCOE) en Madrid

TerrorismoPatronal

Un obrero ha muerto este viernes en Ciudad Lineal al caerle encima una carga de sacos de cemento de 1.800 kilos, engrosando la lista de fallecidos en accidente laboral en España por falta de seguridad y de prevención de riesgos laborales.

Esto no es un caso aislado. Desde enero hasta julio, se han producido en España un total de 541.098 accidentes laborales, experimentando dicha cifra un aumento del 1% respecto al mismo periodo del año anterior. A su vez, han muerto un total de 250 trabajadores, 4 más que en el mismo periodo de 2017, lo que supone un aumento del 1,6%, según datos publicados por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

De todos estos accidentes, 40.057 ocurrieron en la Comunidad de Madrid. Esto supone un 8,3% más que en el mismo periodo de 2017. El 99,5% fueron accidentes leves, el 0,4% (138) fueron graves y el 0,1% (25), mortales.

Todos estos datos están siendo ocultados por los medios de comunicación, dando cobertura únicamente a aquellos accidentes que tienen más repercusión, convirtiendo las desgracias ajenas en fenómenos mediáticos con los que rellenar las parrillas televisivas.

Los medios nos hacen creer que los únicos accidentes laborales que existen son aquellos en los que ocurre un fallo humano o en los que faltaban medidas de prevención. Sin embargo, según los datos del Ministerio de Trabajo, se observa que el 41,7% de los accidentes laborales se producen por “sobreesfuerzo, trauma psíquico, radiaciones o ruidos”; el 24,8%, por “golpe contra un objeto inmóvil con el trabajador en movimiento”; otro 15,5%, por “choque o golpe contra un objeto en movimiento”; y un 9,5%, por “contacto con un agente material, cortante o punzante”.

El 58,3% restante de los accidentes laborales se producen por la ausencia de medidas de seguridad que garanticen la integridad física de los trabajadores y por la nula prevención de los accidentes, motivo por el cual España ocupa el cuarto puesto en accidentes mortales y el tercero en número de incidentes graves.

Otra de las principales causas de los accidentes laborales en España y que nunca se menciona es la precariedad laboral que sufren los trabajadores. Unas malas condiciones de trabajo generan un mayor estrés en los obreros y puede ser causante de enfermedades crónicas, puesto que se ven forzados a trabajar muchas horas a altas intensidades por un sueldo mísero.

A ello se añade la escasa prevención y formación que reciben los trabajadores en seguridad laboral, lo que se traduce en un aumento progresivo de los accidentes laborales, tal y como constatan los datos expuestos anteriormente.

Todos estos ataques que sufre la clase obrera no son más que la forma que tiene la patronal, con la complicidad de los sindicatos amarillos CCOO y UGT de maximizar sus beneficios a costa de los trabajadores. Estas organizaciones lacayas del capital, financiadas por el propio Estado burgués, sirven a los intereses de dicha clase, en contra de los obreros, hasta el punto de ser responsables del incremento de la siniestralidad laboral desencadenada por el empeoramiento de las condiciones de trabajo.

Por ello, el proletariado ha de organizarse en torno a sindicatos de clase miembros de la FSM que defiendan sus intereses y combatan el sindicalismo amarillo, que no ha hecho otra cosa que sumir a nuestra clase en la miseria y en la explotación. Los obreros hemos llegado al límite de tener que jugarnos la vida en el trabajo por un sueldo insignificante, al sufrir la privación de los elementos más básicos de protección y seguridad. A la burguesía lo único que le interesa es ensanchar sus bolsillos; el trabajador no es más que un medio para lograrlo, como cualquier otra mercancía.

Frente a esta condena a muerte que tiene la clase obrera bajo el capitalismo, los trabajadores tenemos que tener claro que, solo en un sistema en el que seamos nosotros quienes tengamos el poder, podremos disfrutar de un trabajo seguro y en el que se valore nuestro sacrificio. El Socialismo es la única salida para la liberación de la clase trabajadora.

¡TRABAJADOR, LUCHA POR TUS DERECHOS!

¡ORGANÍZATE EN EL PCOE!

Comité Local del Partido Comunista Obrero Español (PCOE) en Madrid

Pino Montano

Hay una violencia diaria que sufren miles de familias trabajadoras sevillanas que es buscarse la vida para llenar el frigorífico y pagar las letras y facturas que las asfixian cada mes.

Empleos cada vez más temporales y sueldos pírricos cuando no el desempleo crónico, son desbordados por un coste de vida cada vez más alto. Coste de vida impuesto por las empresas y los monopolios del combustible, la electricidad, el agua, la construcción, los seguros, la banca, … y el Estado también con sus tasas e impuestos de todo tipo.

Pero además, el enquistamiento del desempleo, de la precariedad, de la falta de expectativas, de la miseria y el abandono de los barrios obreros desde todos los puntos de vista (empleo, servicios sociales, culturales…) es la semilla de donde germina tarde o temprano la violencia física y la delincuencia.

La prioridad de muchas familias es buscar el pan, por eso no tienen tiempo para educar a los hijos, de los que tampoco se ocupan las instituciones educativas. Quienes los educan diariamente son la televisión, la radio y las redes sociales que vomitan basura moral y cultural, poniendo en el pedestal del ejemplo a seguir a veinteañeros multimillonarios cuyo mérito es dar patadas a un balón y que son tratados como reyes, parásitos charlatanes de la prensa del corazón, raperos proxenetas con coches despampanantes, chicas operadas hasta la sien o que sólo saben contonearse cantando aquello de a mí me gustan mayores.

Si este régimen criminal capitalista que asfixia a la clase obrera no ofrece expectativas de una vida decente por mucho que trabajes o que estudies, y precisamente los que mejor viven o los que más atención reciben por los medios de comunicación son los que menos han trabajado o estudiado… ¿qué aliciente puede tener la juventud para ganarse la vida decentemente? ¿Cuáles son sus referentes y ejemplos a seguir?

Esos jóvenes que deambulan por las calles sin nada que hacer, son pasto fácil para las mafias y traficantes de drogas, que reclutan con facilidad en los barrios y zonas donde mayor es el desempleo y menores las rentas (periferias de grandes urbes como París, zonas con paro explosivo como la provincia de Cádiz…). Los siete barrios de Sevilla que se encuentran entre los más pobres de España (Pajaritos-Amate, Polígono Sur, Torreblanca, Cerro, Villegas, Su Eminencia y San Pablo) sufren cada vez con más virulencia los efectos del paro y la miseria. Y esa mancha de aceite se extiende sobre el resto de barrios como Pino Montano que se van degradando también conforme los azotan las crisis periódicas del capitalismo, cada vez más profundas.

El desasosiego, la inseguridad y el descontento que esta situación provoca en la clase obrera, si no son dirigidos hacia una lucha contra la causa principal, es decir, el régimen económico y social vigente, será aprovechado por los fascistas para hacer que la clase obrera se vuelva más reaccionaria pidiendo más seguridad con más policías. Y esto se volverá en contra nuestra porque las fuerzas de seguridad del estado consideran delincuentes a los trabajadores y vecinos que luchan por sus derechos con huelgas y movilizaciones.

La policía no ha actuado ni actuará nunca en contra, pues están a su servicio, de los responsables de la miseria y explotación de la clase obrera: los empresarios, banqueros y sus lacayos políticos. A cuyo servicio están también las administraciones e instituciones como el congreso, el parlamento, el ayuntamiento, ministerios, consejerías o concejalías.

Por eso es utópico pedir a las administraciones que resuelvan el problema de la inseguridad. De hecho, son cómplices de esa situación.

Por tanto, lo que habrá que hacer es remplazar esas instituciones por otras que nos representen de verdad. Aquellas cuyos representantes sean elegidos directamente por la clase obrera en los centros de trabajo y barrios obreros.

Pero la cuestión más importante es la económica, pues todos los problemas tienen un origen material. Si todas las riquezas que produce la clase obrera, hoy con mayor abundancia que nunca gracias a la maquinaria y la tecnología, quedan en nuestras manos, se acabará el problema de la miseria y de la incertidumbre, y por tanto la delincuencia no tendría de dónde alimentarse.

Necesitamos una estructura de poder, como el Frente Único del Pueblo, con la que seamos nosotros los que decidamos, y para ello necesitamos tomar el control de las abundantes riquezas que producimos los trabajadores: los beneficios de las empresas, las materias primas que emanan de las minas y las tierras andaluzas. Todo debe quedar en nuestras manos.

Hemos de unir las luchas de los barrios obreros y las de los trabajadores en las empresas, por mejorar nuestras condiciones de vida, elevarlas a una lucha común por cambiar el régimen económico y social. Luchar por el socialismo.

De esta manera podremos planificar la sociedad y la economía en nuestro beneficio dándole un futuro a todos los miembros de la sociedad, sin dejar abandonado ni desamparado a nadie. Sólo así podremos vivir en paz.

ACABAR CON LA MISERIA ES ACABAR CON LA VIOLENCIA DE TODO TIPO

CONSTRUYAMOS EL PODER POPULAR CON EL FRENTE ÚNICO DEL PUEBLO

ACABEMOS CON EL CAPITALISMO, LUCHEMOS POR EL SOCIALISMO

Secretaría de Agitación y Propaganda del Comité Provincial del PCOE en Sevilla

Soraya
 
El 21 de agosto se dictaminó de manera definitiva el desahucio a una familia obrera que trataba de sobrevivir sin ningún tipo de trabajo o ayuda. Soraya, madre de dos hijos de 4 y 10 años y de un bebé de 1 mes, remitió una carta al Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de la ONU para denunciar su situación y para pedir a dicha organización que interviniera en su favor. La respuesta de la ONU fue positiva y ordenó a la jueza del caso instructor del juzgado n°30 del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) que no realizara el desahucio. A pesar de la orden emitida, la jueza decidió ejecutarlo.
 
la burguesía no le tiembla jamás el pulso a la hora de recurrir al aparato de represión estatal para defender sus intereses cuando un obstáculo los entorpece. La oligarquía financiera no titubea ni unsolo instante cuando ejecuta un desahucio. Para la burguesía, Soraya y su familia no son más que un estorbo que obstruye su objetivo de obtener el máximo beneficio posible.
 
 
El capital financiero no duda en especular con un bien de primera necesidad como la viviendaBankiaal ver que este piso ocupado no le generaba beneficio algunodecidió vendérselo a la CompañíaGeneral de Inversiones, demostrando ser un acólito del monopolio financiero para continuar la especulación de este piso, sin importar la vida de Soraya y sus hijos. Al monopolio y capital financiero no les importa lo más mínimo la situación de miseria y pobreza que producen cuando articulan un desahucio, siendo una lacra más del capitalismo que azota permanentemente a la clase trabajadora. No les importa echar a la calle a familias indefensas, ni tan siquiera a aquellas que no pueden obtener un simple mendrugo de pan. Y, una vez más, Naciones Unidas ha demostrado ser una institución incapaz de actuar más allá de las formas.
 
 
Es importante que la clase trabajadora tenga presente que bajo ningún concepto debe confiar su suerte a una organización como la ONU. Naciones Unidas no puede hacer más que condenar una acción y aconsejar una serie de recomendaciones, porque no posee los medios para exigir su cumplimiento. Esperar el amparo de la ONU es una quimera. Desde su creación en 1945, en ningún momento ha logrado cumplir los dictámenes que promulga.
 
 
La ONU ha demostrado ser una organización sierva del imperialismo yankee y europeo. Por ello, cuando se creó la Carta Internacional de Derechos Humanos, la Unión Soviética se negó a firmarla y denunció que en ella se consagra implícitamente la explotación del hombre por el hombre. Así, bajo el artículo 17, que establece que “toda persona tiene derecho a la propiedad, individual y colectivamente y que “nadie será privado arbitrariamente de su propiedad”, la Declaración Universal de Derechos Humanos legaliza la explotación capitalista en cualquiera de sus formas y condena a los trabajadores del mundo entero al yugo del capital y a los designios del imperialismo.
 
 
El Partido Comunista Obrero Español (PCOE) se solidariza con Soraya y su familia ante la situación que están padeciendo junto con otras muchas familias obrerasEl PCOE condena firmemente los desahucios, que, en algunos casos, han provocado el suicidio de trabajadores que se vieron sin salidaalguna. Los desahucios son un crimen más perpetrado por los monopolios y la oligarquía financiera capitalista. La clase trabajadora no debe confiar su devenir a ninguna organización que les prometa soluciones vacuas y abstractas, ni tan siquiera la ONU.
 
 
El PCOE repudia enérgicamente a la oligarquía financiera, que concentra un poder tan elevado que es capaz de condenar a familias enteras a la miseria y la muerte con tan solo un chasquido de dedos. Para saciar su apetito de beneficios ilimitados, la burguesía se apropia de las riquezas que nosotros, el proletariado, generamos con sangre y sudor. Por ello, desde el PCOE, llamamos a los trabajadores a engrosar las filas del Partido, para luchar incansablemente por la conquista del Socialismo, máxima aspiración de la clase obrera. Llamamos a los trabajadores a unirse en torno al Frente Único del Pueblo, para materializar la lucha contra el sistema capitalista. Solo la lucha consecuente por el Socialismo arrojará al capitalismo, generador de todas nuestras dificultades, miseria y pobrezaal basurero de la historiaen pos de un mundo nuevo donde los trabajadores seamos los dueños de nuestros derechos.
 
 
¡SOLIDARIDAD CON SORAYA Y CON LAS FAMILIAS DESAHUCIADAS! 
¡SOCIALISMO O BARBARIE! 
 
 
Comité Regional del Partido Comunista Obrero Español (PCOE) en Madrid
fascismo
 
Las pasadas elecciones en Suecia, que dieron al partido nazi Demócratas Suecos un 17,6% de los votos, y los recientes acontecimientos en Alemania, donde los fascistas se manifestaron contra la imigración en la ciudad de Chemnitz, vuelven a demostrar el avance del fascismo en el viejo continente.
 
Y es que la profundización en la democracia burguesa conduce inevitablemente a la reacción y al fascismo. Esto lo podemos comprobar en la mayoría de países europeos, donde los fascistas se organizan -amparados y financiados por los propios estados- alcanzando fácil y rápidamente el acceso a los medios de comunicación -burgueses, por supuesto- y con ello tratan de introducir su discurso xenófobo y racista con el que penetrar a las instituciones burguesas.
 
En Alemania, el partido neonazi Alternativa por Alemania (Afd) ya es una realidad. La burguesía alemana ya ha logrado posicionar en el Parlamento al nazismo de nuevo, con 94 escaños en las elecciones generales del pasado año. Ahora solo debe incidir en su discurso y dejar que la coalición CDU y SPD continúen sus políticas, que ya están generando una nueva crisis tanto en Alemania como en el resto de Europa.
 
La manifestación del pasado 27 de agosto en Chemnitz es prueba de ello. En ella, los nazis corearon consignas abiertamente fascistas como “fuera los extranjeros” y “Alemania para los alemanes” mientras se sucedían las agresiones a inmigrantes en mitad de la calle. La exhaltación de Hitler y del Tercer Reich echa por tierra la falsa creencia de la ejemplar desnazificación llevada a cabo en la posguerra, donde los juicios a algunos cabezas visibles del nazismo no impidieron que antiguos funcionarios y jefes nazis permanecieran en sus puestos.
 
Suecia ha sido testigo en primera persona del avance del fascismo en su país el pasado 9 de Septiembre en sus elecciones generales. El partido fascista Demócratas Suecos llegó a la tercera posición, tras el Partido Socialdemócrata y el Partido Moderado, con el 17,6% de los votos, casi cinco puntos más que hace cuatro años. Estas elecciones han estado marcadas por el discurso xenófobo y contrario a la migración, gracias al amparo del fascismo por parte de la burguesía que ha introducido su discurso en los medios de comunicación de su propiedad.
 
Cuesta pensar, si hacemos caso a los eruditos políticos de la radio, la prensa y la televisión, cómo el fascismo está llegando de nuevo al poder político. En apenas dos años, prácticamente todos los países europeos han visto a los fascistas organizarse en partidos políticos, inundar las tertulias políticas de todos los medios de comunicación con su falso discurso xenófobo y racista e incluso alcanzar el poder político como en el caso de Hungría -Viktor Orban-, Austria -Heinz-Christian Strache es Vicecanciller y ministro de Funcionarios y de Deportes- o Italia -Liga Norte de Salvini-. 
 
En países como Grecia (Amanecer Dorado), Francia (Le Pen), Suecia (Demócratas Suecos), Holanda(Partij voor de Vrijheid de Wilders), Dinamarca (Dansk Folkeparti) o Finlandia (Verdaderos Finlandeses) el fascismo organizado está a las puertas del Gobierno. Incluido España, que con el Partido Socialista Obrero Español y el Partido Popular han logrado crear un Estado fascista en estos últimos 40 años, probando su obra contra Cataluña y su derecho a la autodeterminación, encerrando a la gente por sus ideas políticas. 
 
Profundizar en la democracia burguesa significa, como estamos comprobando, avanzar hacia el fascismo y es la socialdemocracia la que, con su discurso falso y rancio de reformar el sistema criminal capitalista, le abre las puertas a la gobernabilidad a los fascistas tras sus estrepitosos y anunciados fracasos.
 
Se observa nítidamente en España con el tándem PSOE-Podemos, en el que el primero no ha sido capaz de derogar la reforma laboral, ni la Ley Mordaza, ni de aportar ni una sola mejora al pueblo trabajador. Eso sí, ha logrado el récord de dos dimisiones de ministros por corrupción en 100 días de Gobierno. Todo esto con el beneplácito de Podemos, que no tiene la mínima intención de forzar a Pedro Sánchez a variar las políticas llevadas a cabo por el PP en la anterior legislatura tras auparlo al poder tras la moción de censura del pasado mes de junio.
 
El Partido Comunista Obrero Español advierte del peligro que supone para la humanidad el avance del movimiento fascista en el continente, del discurso socialdemócrata y antipolítico que abona el terreno para el acceso de aquellos al gobierno del Estado y de la imperiosa necesidad para la clase trabajadora de organizarse y robustecer las organizaciones proletarias y revolucionarias con el firme objetivo de destruir el imperialismo europeo y avanzar hacia el Socialismo, único garante de la paz y la dignidad del pueblo trabajador.
 
D. García – Secretario de Relaciones Internacionales del Partido Comunista Obrero Español(PCOE)